Invitaciones de boda.

Todo lo que debes saber

¡Enhorabuena! Has estado trabajando duro con todos tus planes y ahora es el momento de escribir tus invitaciones de boda. Enviar los detalles de tu gran día es muy emocionante, pero también es algo nuevo, por lo que puede resultarte difícil saber exactamente qué hacer. Posiblemente te preguntes: ¿qué tipo de invitación de bodas emplearemos? o también ¿qué información añadimos a la invitación?
¡Don’t panic! ¡En realidad esto es muy emocionante! Así que, en primer lugar, es importante que consideres el tamaño que deseas que tenga tu boda y a quién y cuantas personas quieres invitar realmente ese día. Suponiendo que tengas esos detalles atados, es hora de comenzar con las invitaciones de boda. A continuación, encontrarás algunos consejos sobre cómo redactar tu invitación a la boda, la mejor fecha para enviarlas y respuestas a otras preguntas frecuentes sobre protocolo de invitación a la boda.

El momento adecuado para enviar tus invitaciones

Respuesta simple: No hay un momento adecuado para enviar tus invitaciones de boda. Ya sea que estés planeando una invitación tradicional a la boda o un estilo más original, depende de ti decidir con cuánta anticipación enviarlas a razón de sopesar cuanto tiempo necesitan tus invitados para organizar su calendario para ese gran día. Comúnmente y para bodas tradicionales, la mayoría de las parejas suelen avisar su próxima boda con entre seis y ocho meses de antelación. Debido a esto, envían sus invitaciones de seis a ocho semanas antes de la fecha de la boda. Éste es tiempo suficiente, que les permite a sus invitados hacer sus arreglos y señalar la fecha en sus calendarios.

Estableciendo la fecha límite para confirmación de asistencia

Una de los apartados más importantes de la invitación a la boda es la fecha límite para confirmar asistencia. Como te puedes imaginar, tendrás que usar una lista para organizar tu banquete y obtener una visión general de la futura cantidad de invitados a tu boda. Es más, necesitarás un número aproximado para también elegir la cantidad de detalles de boda para tus invitados. Llegando a la crucial fecha de la boda, de lo último de lo que debes preocuparte es de si van a faltar algunos de esos invitados. Por esto es muy importante que todos ellos envíen su confirmación de asistencia, y que pueden hacerlo de múltiples maneras, ya sea por llamada telefónica, email, WhatsApp, etc… Es por eso que es muy buena idea hacer de tu “se ruega confirmación” (S.R.C.) una fecha límite. Por ejemplo: fecha S.R.C. aproximadamente tres semanas antes del día de tu boda. Esto te permitirá “mantener la calma” mientras aquellos que se han quedado más rezagados te responden.

Pero ¿qué ponemos en la invitación?

1º INFORMACIÓN BÁSICA PERSONAL
  • Fecha y hora del enlace
  • Lugar de celebración
  • Indicaciones y mapas

Pensad que lo primero que tenéis que poner en vuestra invitación de boda es lógicamente la fecha, hora del enlace y el lugar de la ceremonia.

Estos son los datos más básicos que no pueden faltar en vuestra invitación y, además, de ser necesario, las indicaciones, los mapas y las posibles aclaraciones de cómo llegar al sitio. Es decir, todo lo que sea indicarles a los invitados de una manera clara y concisa de cómo encontrar el lugar.

2º ETIQUETA Y PROTOCOLO
  • Vuestros Nombres y Mensaje de la invitación
  • Información básica
  • Nombres de las Familias

En el mensaje que vais a preparar tenéis que utilizar un lenguaje amable, claro y entendible. No pueden faltar lógicamente vuestros nombres y un mensaje de invitación. ¿Estáis invitando a vuestro gran día a la gente que queréis! Esa información básica debe estar en el centro, y luego ya por tema formal o de protocolo, si queréis una invitación de estilo tradicional, deben estar los nombres de vuestros padres o los nombres de las familias. Otra opción es que, si queréis hacer algo que se aleje un poco de lo tradicional, podéis ser tan originales como queráis, pero la información básica no puede faltar y el lenguaje tiene que ser claro.

3º VUESTRA IMPRONTA O MARCA
  • Personalización visual
  • Detalles que os identifiquen como pareja
  • Presentación de vuestra boda
  • Diseño y texto que os identifique

La personalización es esencial en todo lo relacionado a la boda. Sin embargo, en una invitación tenéis que tener en cuenta que además es una presentación de vuestra boda, es el primer contacto que van a tener los invitados con vuestro gran día. Por lo tanto, esta invitación tiene que decir bastante de vosotros. Tiene que retratar un poco vuestros gustos y algunos detalles que os identifiquen, y sobre todo que se advierta del estilo que va a ir la boda. Por poner unos ejemplos: para una invitación de boda estilo vintage puedes usar caligrafías manuscritas, motivos florales, tonos acuarela o detalles de tela de arpillera. Si vuestra boda va a celebrarse al aire libre o en el campo pues a lo mejor podéis añadir algún detalle o motivo que lo evoque como flores pequeñas, hojas secas, papel tipo Kraft, o cordeles de lino o algodón. O si sois muy aficionados a la fotografía, al cine, o a cierto estilo, pues a lo mejor también puede estar representado en la invitación. Esto se convertirá en un detalle divertido y diferenciador. La cuestión es que haya pequeños detalles que den a entender como sois vosotros y sobre todo que sea una carta de presentación de vuestro gran día. Así que cuanto más personalizada esté mucho mejor. Puede ser que os consideréis una pareja a la que le gusta mantener las costumbres tradicionales de la boda, o puede que estés buscando una experiencia completamente única. Pero, de cualquier manera, intenta que vuestras invitaciones de boda sean claras y que proporcionen toda la información necesaria.

OTROS DETALLES IMPORTANTES A TENER EN CUENTA
  • Lenguaje entendible, claro y amable
  • Texto sin errores e incorreciones
  • Imaginación y originalidad en el diseño y texto
  • Buscar proveedores de imprenta

El texto de la invitación de boda como ya se ha mencionado tiene que ser de lenguaje claro y entendible. Parece algo obvio, pero es esencial que el texto esté correctamente escrito, sin faltas de ortografía ni de puntuación. Una vez que os aseguréis de que el texto está bien escrito, también podéis echarle un poquito de imaginación y originalidad. De no ser que queráis un texto realmente formal y protocolario, es decir una invitación más tradicional, podéis alejaros un poco de este tipo de invitaciones creando un texto que llame la atención y que quizás provoque alegría y una sonrisa en vuestros invitados. Además, por otra parte, tenéis que buscar un proveedor o empresa que se encargue de la impresión de vuestras invitaciones.

Existen multitud de servicios en internet que facilitan este servicio, con unos precios muy variados pero unas calidades excepcionales. Aquí os dejo algunos enlaces representativos y de calidad que os pueden servir de referencia a la hora de buscar modelos, estilos, calidades y precios.

Cosas de Boda – https://www.cosasdeboda.com/

Fashion Bodas – http://www.fashionbodas.com/

Optimal Print – https://www.optimalprint.es/invitaciones-de-boda/

Save the Date – https://www.savethedateprojects.com/

Como sabéis, existen muchos profesionales que hacen invitaciones maravillosas y que son auténticas obras de arte. Y eso es lo que tenéis que buscar. Sobre todo, un diseño y un texto que os identifique, y personalice. Que os represente un poco a vosotros en esa invitación.

Pensad que esas invitaciones en papel, al final son un detalle que a los invitados les gusta recibir y conservar, y tenemos el mundo digital e internet como una perfecta herramienta.

Una vez que hayas ordenado tu lista de invitados, ¡puedes continuar planificando tu gran día! ¡Ah! ¡¡Y no te olvides del fotógrafo!!